Santa Esperanza

Por alguna razón tuve la oportunidad de hacerle una entrevista a Ilya Santana. Desde “Discotized” (que, para no hacerla mucho de tos, fue la primera vez que oí algo suyo) me quedé bastante impresionado por lo fresco y sofisticado que sonaba. Incluso: fue por este release que –después de Camino del Sol– me di cuenta de que la Permanent Vacation tenía algo que ofrecer. Y después me pasó con Eskimo. Ahora, estoy seguro que me va a pasar con Santa Esperanza.

Aqui lo que platica el señor Santana:

$$$

C$H: Hola Monsieur Santana. Para empezar (y saltarnos esas introducciones medio incómodas de lugares-comunes que solemos hacer en las entrevistas), podrías contarle en tus palabras a nuestros lectores quien eres y que haces.

Ilya Santana (IS): Hola, soy Ilya Santana, productor, dj y desde hace poco propietario de Santa Esperanza Records.

C$H: ¿Cómo fue que empezaste a hacer música y te enfocaste en algo tan específico como el Cosmic Disco?

IS: Pues la música me ha gustado desde que tengo uso de razón. Desde muy pequeño sentía algo especial, me quedaba petrificado cuando oía temas de Vangelis o Alan Parson.

Hace como 17 años que empecé a pinchar disco casi por casualidad en casa de un amigo que se habia comprado unos Technics. Todavía recuerdo como me temblaba la mano al intentar poner la aguja en el vinilo.

En el 2004 fue cuando empecé a producir, compre un PC de consumo y a los 5 meses ya saqué mi primer disco en el sello de Daniel Wang “Balihu”.

C$H: En otra entrevista leí un par de cosas que me llamaron la atención y me gustaría saber un poco más acerca de ellas. Para empezar, lo de ser autodidacta. ¿Cómo fue que aprendiste a hacer producciones tan sofisticadas sin haber estudiado para ingeniero/músico/etc.?

IS: Yo tampoco sé como fue, solo ponerme delante del teclado y empezó a fluir la música. Parecía que ya sabia todo eso desde antes, como si lo hubiese aprendido años atrás y simplemente necesitase algo de práctica.

Por supuesto que pasaba todo el día aprendiendo a usar el software porque era mi primer contacto con el y también estudie por mi cuenta armonía, tensión, etc. pero ya sabia poner en práctica todo eso desde antes. La música que escuchaba tenia esas estructuras: intro, verse, bridge, beak, verse 2 y end.


Es normal: si escuchas música tan simple como Techno o House (musicalmente hablando) no tendrás esas nociones si quieres plasmarlas a tu música. Apenas hay cambios de octavas, no suelen haber acordes, tensión o cambios de mayor a menor, etc.

C$H: Por otro lado, esto de que prefieres usar soft-synths/VSTs en tus producciones parece raro en estos días de nostalgia analógica en que, especialmente en el Disco (cósmico, italo, etc.), vemos a gente como Todd Terje usando la CR-78 como “centerpiece” de su ultima producción y a una lista interminable de productores (Bottin, Fabrizio Mammarella, Prins Thomas, Sare Havlicek, y demás) buscando el “sonido análogo” casi como si fuera el Santo Grial. De hecho, si no lo supiera, me imaginaría tu estudio repleto de esa nostalgia en la forma de Rolands, Moogs, Arps, Korgs y demás. ¿Cómo es que logras ese sonido tan difícil de sacarle a un VST?

IS: Siempre lo digo: la música no esta en las máquinas sino en nosotros mismos. Ellas son meras herramientas que traducen lo que tenemos que expresar. Sé que hay cierto romanticismo alrededor de los sintes y es normal. A mi me encantan pero no nos podemos anclar a una época pasada, porque es lo que había. Ahora la síntesis virtual nos lo facilita mucho y el sonido es casi igual. Los sonidos de los antiguos sintes son fácilmente reproducibles con la tecnología actual a menor coste y espacio. ¿Qué es lo importante? Poder hacer música y ya está.

Cuando empecé los softsynths estaban de moda y empecé a hacer música con ellos. Eran de fácil acceso y sobre todo más versátiles. Al final me acostumbré a ellos.

No necesitaba tener 10 sintes analógicos, procesadores y cajas de ritmo para crear un tema. De hecho mi primer disco lo hice con un solo sinte virtual gratuito. No estaba obsesionado con ese sonido de sintes en particular tampoco conocía el Cosmic Disco como se conoce hoy.


Mi impronta personal fue lo que marcó mi estilo, sin pretensiones.

C$H: ¿Qué VSTs utilizas con más frecuencia? ¿Qué nos podrías recomendar a todos los que no podemos comprar todo el hardware que nos gustaría?

IS: Recomiendo probar todo lo que se pueda y estudiarlos a fondo. Sólo entonces sabrás cuales necesitas. Yo probé cientos de ellos hasta quedarme con 5 o 6 que conozco a la perfección. Se pueden utilizar los presets, hay muchas que suenan bien, pero lo realmente interesante es crear los tuyos propios, llenarlos de personalidad y así cada tema tiene su propia identidad sonora.
Yo suelo usar Battery de Native Instruments, V-Station de Novation, Albino de Rob Papen, Arturia Cs-80, East West Orchestra y FM8.


C$H: Ya entrados en este tema, ¿cómo tienes montado tu estudio? ¿Cuáles son los elementos más importantes? ¿En qué DAW produces y cuál recomiendas?

IS: Como dije antes no hace falta mucho así que solo uso Cubase 5 en un Mac, un controlador midi de 4 octavas y un interface de audio. Así de simple.

Ah, y unos speakers Hi-Fi, Technics. Tuve unos Mackie pero los vendí, no me gustaba el sonido. Lo hago así porque es como quiero que suenen mis temas ahí afuera y sabeís que… nunca ecualizo, el secreto está en la mezcla.

C$H: Una cosa que siempre me atrapa de tus canciones son las programaciones de batería/percusiones. ¿Cómo las produces? ¿Prefieres trabajar con samples, grabar directamente ó una mezcla de ambas?


IS: Ahí si tengo que reconocer que me he obsesionado con conseguir unas baterias muy realistas. Tengo una gran colección de samples de golpes, cajas, y todo tipo de percusión: Africana, India, etc…

Las programo todas a mano en Cubase. Un truco es saber utilizar el espacio entre los elementos usando reverbs y pues también intento “humanizar” con redobles, descuantizaciones y velocidades en cada parte. Intento hacer que en cada tramo suene algo diferente que mantenga la tensión o aproximación a un break o un puente para mantener la atención del oyente. La calidad de los samples juega un papel muy importante también: hay que saber elegirlos.


C$H: Específicamente en el género de música con que se te identifica vemos una tendencia bastante socorrida por el “edit”. Dejando de lado tu maravillosa versión de “Jolene”, ¿por qué no vemos tantos edits de Ilya Santana dándole vueltas al internet?


IS: Lo de los edits es un tema aparte. Hay un gran oportunismo en todo esto. Los edits surgieron porque alguien quiso hacer versiones para pincharlas, quitar la voz de un tema para mejorarlo o hacerlo instrumental, etc…


Gente como Todd Terje lo hacia así y su éxito fue casi accidental. El lo hacia para poder pinchar música que normalmente no se podía, ya sea porque el tema original no era lo suficientemente efectivo en la pista o por una parte vocal mala o una cuantización imposible.

Hoy en día hay de todo. Yo personalmente pienso que un edit es para mejorar un tema y el 80% de lo que hay ahora lo empeora. Yo no los hago porque mi interés personal es la música original, tengo mucho por hacer y mejorar, hacer evolucionar mi actual forma de transmitir porque cambiamos, cambia nuestra forma de sentir, nuestra forma de percibir las cosas, maduramos y eso se refleja en nuestra música.

Aun así tengo que hacer mención de un artista amigo mío desde la infancia: Rayko. El ha llevado el termino edit a otro nivel. Sabe elegir los temas y dotarlos de lo que necesitan o quitar lo que les sobra. Esto es algo que le sale, algo natural por su sentido de la composición y estructura. Otros que intentan copiar quedan en una vana copia estropeando así quizás un gran tema original.


C$H: Una cosa que, por lo contrario vemos con bastante frecuencia (aunque, definitivamente, no toda la que en lo personal me gustaría) son tus remixes. Específicamente, quiero confesar que opino que el que hiciste a “Caribbean Girl” de Mario Basanov opacó directamente al mix original. ¿Cómo es que eliges los remixes que vas a hacer? ¿Qué proceso sigues para hacerlos?

IS: Muchas gracias por el cumplido.

Yo no me considero remixer sino reversioner, enmarco el tema original en otro contexto musical, cojo lo mejor de el y lo hago mío. Es como si lo hubiera hecho yo. Me gusta mucho respetar las virtudes de un tema original, respetar lo que lo hace especial y potenciarlo a otro nivel.
No me importa que tema sea, ni de que estilo, lo reversiono todo.


C$H: Sabemos que también eres Dj y que apareces con frecuencia en carteles alrededor de Europa. Para todos los que no hemos podido oír alguno de tus sets en vivo, ¿cuál es tu estilo? ¿Improvisas o tienes un set preparado?


IS: Normalmente conozco toda la música que voy a pinchar y dependiendo del local, la gente que haya y el feeling pincho una cosa u otra. Me gusta improvisar para sorprenderme a mi mismo: así siempre es como si fuera la primera vez y disfrutarla a tope.

Pincho desde el disco mas clásico hasta el disco mas actual pasando por Funk, Electro, Disco y todo eso.


C$H: En cuanto a disqueras, ¿Cuáles dirías que son tus favoritas hoy? ¿Cuáles están produciendo calidad y cuáles sólo cantidad?

IS: No tengo fijación por ninguna en particular. Sigo a músicos, ya no tanto a los sellos discográficos porque a casi todos les interesa sacar cosas que se vendan.

De todas formas sigo muy de cerca sellos como Rare Wiri, Solardisco, Bear funk, Nang y algún otro; son los que mas tiempo llevan sacando cosas de cierta calidad.

C$H: Por último, la semana anterior vimos el primer lanzamiento de tu propia disquera, Santa Esperanza, con el buenísimo EP de Black Marlin. Por ahí se rumora que ya hay planes también de que nuestros hermanos de Avanti estén sacando algo contigo muy pronto. ¿Qué nos puedes decir de Santa Esperanza y tus planes? ¿Qué tipo de artistas tienes en la mira para este proyecto?


IS: Santa Esperanza es el nombre que le di a un tema que hice hace tiempo que por cierto creo que saldrá muy pronto en Eskimo.

Creé mi propio sello para no tener que contar con intermediarios para lanzar mi propia música, sin tener que tener ataduras de ningún tipo ni presiones. Estuve 2 años siendo artista exclusivo de Eskimo pero hace poco que ya no lo soy, cambiamos el tipo de contrato por la llegada de mi sello.

También sentía curiosidad por conocer a nuevos artistas, nueva música, no todos tienen las mismas oportunidades así que quise aportar mi granito de arena al mercado y ampliarlo con nuevos músicos.

Desde que anuncie el sello he tenido muchísimos mensajes de gente desconocida con música maravillosa y un gran talento. Eso no se puede pasar por alto así que empecé a hacer una selección y por supuesto Avanti esta dentro, tienen un potencial increíble y su música suena mucho mejor que la de muchos artistas consagrados. Será el segundo lanzamiento de Santa Esperanza.


C$H: ¿Algún plan de venir a México en el futuro no tan lejano?

IS: Pues estuve a punto de ir hace unos años, pero al final no quedó en nada. Por supuesto que me encantaría ir, espero que sea pronto.

Muchas gracias por la entrevista, hasta pronto
Ilya “Santa Esperanza”.

$$$

Children! C$H.

P.S.: Disculparán los lectores que la música que ponemos en la entrevista es sólo del soundcloud. Es lo que acordé con Ilya y, la verdad, hay que apoyar – por esta única ocasión, compren lo que les guste.



3 comentarios

  1. julia wrote:

    gran entrevista! buenísima música! felicidades C$H!

  2. Anónimo wrote:

    mucho!! avanti

  3. salchicartel wrote:

    ta pesao

Deja un comentario

Spam protection by WP Captcha-Free

Página 1 de 11